La dieta mediterránea y el aceite de oliva reducen en más del 60% el riesgo de cáncer de mama

por | 23 septiembre, 2015

Es bastante habitual que continuamente se vayan descubriendo nuevas ventajas sobre la dieta mediterránea. Además, el aceite de oliva también ofrece toda una serie de beneficios al organismo.

Los últimos estudios aseguran que, utilizando 1l por semana y por cada familia, es capaz de reducir el riesgo de tener cáncer de mama hasta un 66%.

Esta ha sido la conclusión que se ha sacado después de realizar un estudio muy especial. Se ha llamado Predimed (prevención con la Dieta Mediterránea).

¿En qué consistió el estudio?

Para poder llevarlo a cabo se escogió a 4200 mujeres voluntarias que tuviera un alto riesgo de poder desarrollar esta enfermedad de cara al futuro. Además, se escogieron a mujeres cuyas edades estuvieran situadas entre la franja de edad de 60 y 80 años.

aceite y tomato

Para poder precisar al máximo los detalles del estudio se las dividió en tres grupos diferentes.

1) El primer grupo seguiría una dieta mediterránea.
2) El segundo grupo seguiría la misma dieta pero, a su vez, también le añadiría diferentes frutos secos.
3) Finalmente, el tercer grupo, haría una dieta mediterránea pero esta sería potenciada con aceite de oliva virgen extra.
Según los estudios extraídos, en los dos primeros grupos se obtuvieron datos de cáncer de mama muy similares. Lo sorprendente viene en el momento en el que conocemos los datos del tercer grupo: el porcentaje en base a los primeros datos determinaron que el riesgo de haber sufrido cáncer se había reducido nada menos que en un 32%.

La razón de que el aceite fuera de oliva virgen extra es que este contiene mayor cantidad de polifenoles que tienen propiedades antiinflamatorias y anticancerígenas. Además, para qué estas personas se comprometieran a utilizar el aceite, lo que hicieron fue ofrecérselo como regalo. De esta forma sabían que lo iban utilizar sí o sí.

Ahora bien, según las estadísticas, sumando todos los casos de los diferentes grupos deberían haberse producido hasta 41 casos de cáncer de mama; sin embargo, sólo se produjeron 35. Esto nos hace pensar que no sólo el aceite de oliva extra ayudar a que esta enfermedad no se desarrolle, el propio hecho de seguir una dieta mediterránea también es un buen aliciente para evitar que la podamos llegar a tener de cara al futuro.

¡Así que ya sabes, a seguir la dieta mediterránea!

The following two tabs change content below.

Homoscience

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *